¿Cómo sería un día sin agua?

By:
Posted: 24 septiembre, 2020
Category: Ahorro de agua
Tags: , ,
Comments: 0


Imagina que te levantas por la mañana
para comenzar tu día, sin embargo te diriges al baño para lavarte la cara y al
abrir la llave te das cuenta de que será un día sin agua. No hay ni una gota
para lavarse las manos y no puedes tomar una ducha, y lo peor es que tendrás
que ingeniártelas para tirar del inodoro.





Te diriges a la cocina con mucha sed para
tomar un vaso de agua pero no te lo puedes servir. No hay agua para beber, ni
para prepararte ese café que te tomas todas las mañanas y mucho menos agua para
cocinar. Limpiar los pisos sería una tarea complicada sin agua y las plantas no
podrían vivir. Estas actividades parecen obvias, sin embargo, pocos son
conscientes de que se necesitan toneladas de agua para producir todos los
productos que se utilizan diariamente, desde la comida hasta la ropa que nos
ponemos.





Durante un día sin agua, el caos reinaría
también afuera de tu casa. Los bomberos no podrían apagar los incendios y los
agricultores no podrían regar sus cultivos, ni producir los alimentos. Los hospitales
cerrarían sin agua y por lo tanto, también las enfermedad se propagarían.





Este año, nos dimos cuenta de lo
importante que  es el agua para evitar el
esparcimiento de virus y bacterias, tanto así que la medida número 1 para frenar
el Coronavirus es la de lavarse las manos.





El
contexto del agua en el mundo





Año tras año, el número de personas a
nivel mundial sigue creciendo, sin embargo el suministro de agua dulce sigue
siendo el mismo. No solo la misma cantidad, sino la misma agua. La misma gota
de agua que beberás hoy estaba aquí cuando los dinosaurios vagaban por la
tierra. Y por el contrario, este recurso cada vez se contamina más provocando
que la escasez del mismo vaya en aumento.





Es nuestro recurso más vital ya que una
persona solo puede sobrevivir un par de días sin agua. Casi todas nuestras
actividades diarias dependen del acceso al agua potable, sin esta, no se puede
fabricar ni producir casi nada, por lo que en un día sin agua, los fabricantes
permanecerían inactivos sin agua para el proceso, transporte, vapor o sistemas
de enfriamiento.





Este recurso ha sido poco valorado a lo
largo de los años y esto es lo que nos ha llevado a estar hoy en una crisis por
la falta de agua en todo el mundo. A medida que crece la realidad de la falta
de agua, también aumenta la preocupación y el malestar público, lo que lleva a
un acaparamiento generalizado, disturbios y caos. La gente exige que los funcionarios
locales hagan algo, sin embargo somos todos los que necesitamos tomar acción.





Imaginar cómo sería un día sin agua es un
excelente ejercicio para generar conciencia y sensibilizar a las personas sobre
el valor de este recurso natural.





¿Qué
podemos hacer para detener la crisis del agua?





Todos tenemos que tomar acción desde casa
para detener la contaminación y el uso inapropiado de este recurso tan
importante para todos. No podemos dejarle todo el peso a los gobiernos y las
autoridades, pues este problema es de responsabilidad compartida y como
sociedad también nos corresponde tomar parte.





Algunas de las medidas que se pueden
tomar desde casa son las siguientes:





  • No desperdicies ni una sola
    gota de agua. Esto aplica para todas las actividades en las que utilizas agua.
    Nunca dejes la llave abierta y el agua corriendo si no hay directamente abajo
    algo que reciba toda esa agua. Esto significa poner una cubeta de agua en la
    regadera mientras se calienta, poner un plato hondo debajo del chorro mientras
    lavas la fruta y cerrar la llave mientras te enjabonas o cepillas los dientes.




  • Riega el césped solo cuando
    lo necesite y durante las horas frescas del día. Riegue antes de las 8 a. m. o
    después de las 8 p. m. En días cálidos coloca una capa de mantillo alrededor de
    los árboles y las plantas para retener la humedad.




  • Usa una escoba y no una
    manguera, para limpiar las entradas y las aceras. No riegues la calle o las
    banquetas. Si quieres lavar un patio o la calle, hazlo con agua en cubetas que
    hayas utilizado antes para algo más como lavar tus frutas.




  • Informa y educa a tus hijos y
    enséñales a que no jueguen con la manguera y los aspersores, ni cualquier otro
    conductor de agua.




  • Verifica si hay fugas en
    tuberías, mangueras, grifos y acoplamientos. Revisa periódicamente los inodoros
    en busca de fugas.




  • Toma duchas más cortas.




  • Instala regaderas o
    limitadores de flujo que ahorren agua. Si puedes, cambia tus inodoros por baños
    secos.




  • Usa su lavavajillas y lavadora
    solo para cargas completas. Si lavas los platos a mano, no deje correr el agua
    para enjuagar.




Todas estas son medidas que todos podemos
llevar a cabo para garantizar que haya agua para todas las personas.


¿Te gustó esta nota? ¡Compártela!

0 comentarios

XHTML: Puedes utilizar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>